nauseas en embarazo

¿Cómo sobrevivir a las náuseas en el embarazo?

Te damos algunas recomendaciones para superar las náuseas de los primeros meses de embarazo.

No todas las futuras madres experimentan náuseas durante su embarazo, pero la realidad es que la mayoría sí. Se estima que alrededor de un 70% de las mujeres embarazadas tienen náuseas durante los primeros meses de gestación, específicamente en el primer trimestre (aunque en ocasiones se posterga hasta después de la semana 20).

También vale la pena mencionar, que un 30-50% de las veces, estas náuseas evolucionan hasta vómito, lo cual se vuelve muy molesto para las madres, ya que por lo general se presenta en las mañanas, justo al despertar.

¿Por qué surgen las náuseas en el embarazo?

Diversos motivos se le han adjudicado a las náuseas matutinas. Entre los más comunes destaca la liberación alta de hormonas. Y es que durante el embarazo, la mujer libera muchísima más progesterona. Se ha descubierto que su aumento coincide con las fechas en las que empiezan las náuseas y vómitos.

Otra razón descubierta es el estrés, el cual ya es sabido que está directamente relacionado con el sistema digestivo

¿Cómo se pueden combatir las náuseas?

Existen varios cambios y remedios caseros que se pueden implementar para evitar las náuseas y vómitos en el embarazo. Si estás experimentando estos molestos síntomas, prueba alguna de estas recomendaciones:

  • Evita olores desagradables: Es común que las embarazadas desarrollen una aversión a ciertos olores. Si ya los has detectado, evítalos a toda costa para no detonar la náusea. Si puedes, deja abierta las ventanas para que el aire ventile.
  • Toma té de jengibre: En lugar de recurrir a medicamentos que pueden empeorar tus náuseas y vómitos, opta por lo natural. Hazte un té de jengibre, es muy recomendado para este molesto síntoma del embarazo. 
  • Relájate: Evita estresarte de más. Practica yoga (específico para embarazadas) o medita. Esto ayudará a que tu sistema digestivo se relaje. 
  • Cambia tu dieta: Deja los alimentos ricos en grasa y eleva tu consumo de zinc y vitamina B6. También se recomienda comer aguacate, plátano y nueces (solo cuando se te antojen).
  • Come poquita azúcar al empezar el día: Mantén unas galletas en tu buró y come un pedacito al despertar, esto ayudará a mantener tu glucosa por las mañanas y evitar las náuseas. 
  • Evita tomar mucho líquido o cosas calientes en las mañanas: Si tomas agua muy rápido detonarás el vómito, igual con las bebidas calientes. Así que evita hacerlo.
  • No te acuestes después de comer: Nunca hagas la digestión acostada, camina un poco o mantente de pie justo después de comer.
  • Leche condensada antes de comer: Como 10 minutos antes de comer, tómate una cucharada de leche condensada. Esto ayudará a recubrir tu estómago.
  • Come poco pero recurrente: Evita comer en grandes cantidades, pues esto solo empeorará tus náuseas. Come poco pero al menos 5 veces al día. 
  • Mastica chicle: Cuando sientas las náuseas, mastica un chicle. El sabor dulce ayudará a que desaparezcan. 
  • Chupa un limón: Otra alternativa cuando empieces a sentir las náuseas es chupar un limón para evitar el vómito. 
  • Hidrátate a tu ritmo: Durante el embarazo, es importantísimo tomar suficiente agua. Pero no lo hagas rápido, sino a un ritmo que te parezcan natural para evitar la pesadez. 

Esperamos que estos tips te ayuden a sobrevivir este molesto síntoma del embarazo. Te recordamos que en New Hope seguimos ofreciendo consultas de manera virtual. Si tienes alguna duda sobre tu embarazo, o estás buscando quedar embarazada, ¡agenda una cita!